cadizcentro.net

9/4/2014

Tres afectados de Santiago, 11 (entre ellos una fundación) logran la indemnización dictada en 2008

Inicio > — josegalindo @ 5:51 pm :: 4866

Se va a cumplir ahora una década del derrumbe de una vivienda en la calle Barrocal a consecuencia de la construcción de una promoción en Santiago,11. Y justo coincidiendo con este triste aniversario, tres de los afectados por esa fallida operación inmobiliaria han recibido al fin una buena noticia. Después de años de litigio y de trámites judiciales, han logrado recibir las indemnizaciones económicas que en su día dictó el Juzgado.

En concreto, se trata de un particular, una fundación y una asociación de fieles que iban a contar con pisos o locales en Santiago,11 -para lo cual entregaron alguna cantidad en concepto de entrada-. Ellos son los únicos tres afectados que decidieron en su momento llevar a las últimas consecuencias el proceso judicial iniciado en su día y que ha llevado siempre el abogado gaditano José Colón. Ahora, han recibido las cantidades que en su momento aportaron -32.000 euros el particular, 56.000 euros la fundación y 52.000 euros la asociación-. Y eso por ahora, ya que Colón precisa que ahora hay que calcular y sumar los intereses de demora, “como dictaba la sentencia de julio de 2008″, indica.

Esa sentencia -que luego fue recurrida sin éxito por los demandados, ya que la Audiencia Provincial rechazó esa apelación por defecto de forma- establecía la condena a Juan Cuadrado Sánchez, Promociones Santiago Once S.L. y Cuasan Cádiz S.L. “entre otras circunstancias a abonar a los compradores de viviendas y/o locales una indemnización por daño moral por incumplimiento correspondiente al 30% del importe que en su día hubieran abonado como señal y parte de precio, incrementada en el 6% anual interés legal desde la fecha en que debió cumplirse el contrato, esto es, desde el 23 de diciembre de 2002″, explica el abogado gaditano que ha llevado este caso, en referencia a las cantidades que ahora habrá que calcular para ver a cuánto asciende los intereses que aún deben recibir cada uno de estos tres afectados.

Para lograr cobrar estas indemnizaciones, José Colón indica que se ha procedido al embargo del justiprecio que en su día depositó el Ayuntamiento por la expropiación de este solar en 2009. Esta es la vía sobre la que ha trabajado la defensa de estos tres afectados en los últimos años, hasta lograr ahora la ejecución de la condena. “Para mis representados, ya solo queda el cálculo de los intereses y el cobro de los mismos", resume Colón, que no esconde su satisfacción por este importante logro que supondrá el cierre definitivo de este caso que se inició hace más de una década.

Pero al mismo tiempo, esta noticia cobra cierto sabor agridulce porque el resto de afectados que no siguieron adelante en su día con el proceso seguirán sin recibir las cantidades que la sentencia dictada en 2008 establecía. En aquel momento, sólo decidieron seguir adelante con la petición de ejecución de la sentencia tres de los nueve afectados, que son los ahora beneficiados. Pero los seis particulares que optaron por plantarse no verán cambiada su situación. “Lamentablemente, para ellos está todo igual que cuando recibieron la sentencia", reconocía ayer el letrado, que se acordaba de todos ellos.

“Personalmente, comprendo la decisión que en su día adoptaron de no seguir adelante; fue una aventura muy costosa y desgastadora para ellos, y tras un largo, azaroso y costoso proceso no pudieron o no quisieron seguir afrontando la continuación del asunto hasta sus últimas consecuencias", explicaba ayer José Colón.

Publicado por P-M Durio (Diariode Cádiz)




RSS 2.0         Identificarse