cadizcentro.net

3/7/2011

El puño, la piña y la rosa

Inicio > — josegalindo @ 7:34 am :: 4671
José Landi
(La Voz)

Cuando Paco González Cabaña salió a tomarse un respiro, ya de madrugada, durante las negociaciones para formar la nueva Ejecutiva Regional, en marzo de 2010, los herederos (traidores, para otros) ya estaban preparados. Parte del grupo de La Janda que aupó al presidente de la Diputación al liderazgo del partido y al sillón de la plaza de España había decidido que le llegaba la hora de pasar a la reserva activa.

Cuando no estaba presente, montaron el croquis. Tú, aquí. Tú, allí. Cabaña se iba a Sevilla, a San Vicente. Bibiana Aído preparaba las maletas de regreso. López Gil se disponía a estrenar sillón en Diputación. Todo en marcha. Hasta que Cabaña volvió a la sala, dijo que no se movía de Cádiz, que ni mijita, y el castillo se cayó. Las astillas que saltaron han herido a todos. Nadie se libró de tragar polvo y sapos en el revuelo del desplome. (…Más información …)




RSS 2.0         Identificarse