cadizcentro.net

10/2/2011

El Ayuntamiento ha vertido al mar sin depurar aguas residuales del casco

Inicio > — josegalindo @ 9:19 am :: 4575

El Ayuntamiento podría ser sancionado con una multa de 100.000 euros si prospera la petición realizada en este sentido por la Delegación Provincial de Medio Ambiente. Sus técnicos han constatado el vertido de aguas residuales al mar, sin tratamiento previo alguno, por parte del Ayuntamiento de Cádiz desde cinco puntos distintos de la ciudad: la barriada de La Paz, Puntales, Cortadura, Mirandilla y Lubet. Las inspecciones se realizaron entre el 9 de noviembre y el 14 de diciembre pasado y de ellas se informó previamente a la administración local por si ésta quería realizar a su vez pruebas paralelas, aunque no hubo contestación alguna.

El vertido de aguas residuales sin autorización alguna desde diversos puntos de la ciudad se considera, por parte de Medio Ambiente, como una falta ‘grave’ por lo que la multa puede oscilar entre los 6.010 euros y los 300.506 euros. En su informe, la Delegación ha propuesto una sanción de 100.000 euros junto a la obligación de solicitar la autorización de vertidos (algo que ya realizan varios municipios costeros de la provincia) y cumplir sus determinaciones. El Ayuntamiento, a su vez, puede presentar el correspondiente recurso, aunque ayer no se tenía referencia del mismo.

Las inspecciones realizadas localizaron los siguientes incumplimientos por parte municipal:

En el casco antiguo se interrumpió el bombeo en las dos plantas impulsoras existentes en Mirandilla y Lubet, que conectan con la Martona y, de ahí, con la Estación Depuradora. Esta falta de servicio provocó el vertido sin depurar de la práctica totalidad de las aguas residuales generadas en el casco histórico desde el Campo del Sur. Se calcula que fueron el 30% de los residuos que se generan en la ciudad, lo que implica unos 7.200 metros cúbicos diarios de material fecal sin ningún tipo de tratamiento.

El informe constata que el 14 de diciembre se observaron labores de mantenimiento en Lubet, aunque Medio Ambiente no recibió comunicación de alguna posible avería que hubiese motivado este vertido. Igualmente, se constata que por estas fechas no se produjeron lluvias fuertes sobre la ciudad, una de las causas que autoriza a evacuar por la red como medida de seguridad.

Por si fuera poco, Medio Ambiente ya abrió expediente en 2009 al centro de Miradilla y en febrero de 2010 al de Lubet por interrupciones en los servicios.

En Puerta Tierra se destaca que el punto de vertido más importante es el de Puntales, aunque se destaca que durante la inspección del mes de diciembre se encontraban en funcionamiento. Igualmente se han producido deficiencias en La Paz.

En el estadio Carranza, durante las obras de construcción del subterráneo de la nueva tribuna se produjeron vertidos contaminantes al mar desde el emisario instalado en Cortadura.

La Junta había autorizado en 2007 un vertido de aguas freáticas al mar. Sin embargo, durante una inspección técnica se detectó que la red separativa, entre las tuberías de fecales y las de pluviales, no era todo lo estanca que debía de ser por lo que el agua salía mezclada con restos fecales a la zona de baño de las playas de la Victoria y Cortadura, lo que provocó la paralización de las obras.

El pasado verano Medio Ambiente exigió tanto a la empresa constructora como a Aguas de Cádiz garantías de que se habían eliminado todos los puentes existentes y que no había posibilidad alguna de que los restos fecales pasasen a las tuberías de pluviales que van a mar. Desde la empresa municipal se dio garantías de que se habían solventado estos problemas lo que permitió a la Junta informar de forma positiva y reanudar con ello las obras en la tribuna del campo de fútbol. En todo caso, se advertía que en caso de detectar un nuevo foco, la constructora sería la responsable si éste se localizaba en la misma obra, mientras que si se localizaba en Cortadura la responsabilidad recaería en el mismo Ayuntamiento.

De forma periódica, Medio Ambiente autoriza vertidos puntuales a distintas municipios. En 2003 se concedió a Puerto Real, mientras que actualmente lo tienen ocho más además de la EDAR Cádiz-San Fernando. Hay otras tres localidades costeras tramitándolo mientras que sólo cinco, entre ellos la capital, que carecen del mismo al no solicitarlo.

Publicado por José Antonio Hidalgo (Diario de Cádiz)




RSS 2.0         Identificarse