cadizcentro.net

15/10/2008

Los vecinos de La Viña demandan a Aguas de Cádiz en los juzgados

Inicio > — josegalindo @ 8:10 pm :: 3518

Rezando y mirando al cielo. Así viven los vecinos de La Viña desde que la pasada madrugada del sábado, día 11, sus viviendas fueron literalmente inundadas debido al fuerte temporal de lluvia que azotó la ciudad, en donde se alcanzaron los 150 litros por metro cuadrado. Nadie, ni los más veteranos del barrio, habían vivido nunca algo así. «Cuando ví que el agua entraba por la casa pensé que se volvía a repetir el maremoto de 1755», reconocía ayer, a las puertas del Juzgado de Guardia, María de la Herrán que reside en el bajo de la calle Arbolí número 19, desde hace 42 años.

Hasta las dependencias de San José se dieron cita ayer los viñeros afectados para denunciar a la empresa Aguas de Cádiz por «la falta de mantenimiento» que existe en la zona. «Queremos que nos arreglen cuanto antes el sistema de alcantarillado de nuestras calles porque esto puede volver a suceder. Tenemos miedo pues las predicciones aseguran que habrá una nueva gota fría para el fin de semana», explica Catalina Cárdenas González, la vicepresidenta de la asociación de vecinos Gades La Viña, con los papeles en la mano.

Cecilia Domínguez, otra joven residente, reconoce haber perdido todos el mobiliario de la casa debido a la inundación. «Los muebles están hinchados y las puertas no cierran bien. Además, el frigorífico y la lavadora no funciona porque saltó la instalación eléctrica», aclara.

La situación es tan «dramática» que muchos, como Francisco González Cortés, se han tenido que mudar provisionalmente a la casa de sus hijos porque se han quedado «sin camas».

Las labores de achique en los patios se prolongaron desde las 4.00 a las 10.00 horas, según Enrique Rodríguez Perales. Los patios de los bajos de las calles José Cubiles, Corralón de los Carros, Cristo de la Misericordia y Arbolí quedaron «anegados en cuestión de minutos» ante la impotencia de los residentes.

Desde la directiva de Gades La Viña exigen «indemnizaciones para los vecinos afectados» y la reparación urgente de la red de saneamiento de la zona que está obstruida con piedras de obra». José Lado, el presidente de la entidad, asegura que «para el Ayuntamiento, La Viña sólo existe en época de Carnaval y que luego, el resto del año, el barrio está olvidado de la mano de Dios».

El colectivo vecinal visitó también las dependencias de Aguas de Cádiz para «rellenar una hoja de reclamaciones» y hacer público su malestar a las puertas de la empresa.

Limpieza de los husillos

Por su parte, el equipo de Gobierno del Consistorio está actuando para que las inundaciones no vuelvan a repetirse. El concejal de Participación Ciudadana, Jesús Tey, acompañado de varios técnicos, visitaron ayer el barrio de La Viña para comprobar in situ el estado de los husillos. La empresa Aguas de Cádiz ya ha iniciado las labores de limpieza de los mismos en la calle Arbolí, una de las vías más afectadas junto con Corralón de los Carros, José Cubiles y Cristo de la Misericordia. La alcaldesa, Teófila Martínez, reconoció ayer que se encontraron piedras en alcantarillas de la zona y que una de las razones de que el agua rebosara fue un fallo en un aliviadero que debía expulsarla al mar, aunque afirmó que no se detectaron obstrucciones en éste.

De todas maneras, los viñeros más devotos han solicitado el regreso del cuadro de la Virgen de la Palma para que el barrio esté «más protegido, porque con ella nunca ha pasado nada», aclara una de las ancianas afectadas.

Publicado por Jesús M. Villasante (La Voz de Cádiz)




RSS 2.0         Identificarse