cadizcentro.net

18/11/2007

OPINIÓN

Inicio > — josegalindo @ 11:28 am :: 2786


“¿Por qué no me casas?”

Lo que le faltaba al pobre Juaqui. Ahora que ya tenía todos los preparativos para el enlace, al concejal más casamentero del equipo de Gobierno, el inefable PPblá, se le ocurre imponer unas normas que contradicen todos sus anhelos.

El Juaqui ya tenía encargado el disfraz de samolontropo verde, había llegado a un acuerdo con un coro para que interpretara el tango “Aquellos duros antiguos” como marcha nupcial y tenía una reserva de papelillos y arroces de diversa procedencia, para que no faltara de ná. Eso sin contar con la limusina pintada con los colores del Cádiz Club de Fútbol que iba a trasladar a los contrayentes desde el estadio Carranza a las puertas del Ayuntamiento, en cuyo Salón de Plenos lucirían el Juaqui y su novia delante de sus invitados y del jefe de ceremonias, el ahora abyecto concejal de casamientos, al que la familia de los contrayentes había rogado que les leyera el pasaje del evangelio que canta José Luis Perales.

Todo al carajo. Ni arroz ni papelillos. Lo pone bien claro en un papelito que le han entregado al Juaqui en el Ayuntamiento. Nada de coros carnavalescos ni orquestas filarmónicas interpretando la novena de Beethoven. Nada de sustituir el arroz por otras legumbres o leguminosas, que acuden las palomas y tracatrá, se convierte la fachada del Ayuntamiento en una convención peperina sin gaviotas pero con muchas palomas muertas de hambre. Y por supuesto, nada de cavas para mojar a los novios ni concurso de tiro de copas pá atrás, que eso es de guarros, ensucia el pavimento y los viejecitos que pasan por el lugar corren el riesgo de descoyuntarse.

El pobre Juaqui anda estos días cavilando si sería conveniente aplazar la boda o cambiar de escenario. Con la ilusión que le hacía a la Vanesa que el coro de Julio Pardo le cantara “Gaditana". Y todo porque al concejal no le gustan las bodas civiles y quiere fomentar las religiosas. “Se va a enterá. La próxima vé ya no lo voto". se dice el Juaqui para sus adentros, resignado.




RSS 2.0         Identificarse