cadizcentro.net

14/9/2006

Dimite el coodinador local de Izquierda Unida por motivos “laborales”

Inicio > — josegalindo @ 4:09 pm :: 1653

Cinco meses. Ése es el tiempo que ha estado Manuel Brenes ocupando el cargo de coordinador local de Izquierda Unida en Cádiz. Una etapa algo efímera, aunque él prefiere quedarse con lo bueno, definiéndola como “enriquecedora”, en lo personal, y “productiva” en lo orgánico. Un balance positivo que, sin embargo, no ha impedido su dimisión. El lunes de la semana pasada, el dirigente de la coalición de izquierdas presentaba ante el consejo su renuncia. Una decisión que atribuía a motivos “estrictamente personales y laborales”.

La dificultad de compaginar su labor política con sus responsabilidades en el Ayuntamiento, donde desde hace años ejerce como jefe de seguridad, está detrás de este abandono. Brenes afirma haber sufrido “contradicciones” que le han hecho replantearse su papel dentro de la formación. Así por ejemplo, comenta que ha llegado a estar “reunido en la sede de IU con el comité de huelga de cualquier empresa, a cuyos miembros he tenido al día siguiente que desalojar del salón de plenos del Consistorio, cumpliendo con mis obligaciones”, explica.

Lo mismo le ha sucedido con familias que tienen problemas de vivienda y acuden al Ayuntamiento en busca de una solución. “Al final soy yo el que los echa de allí porque acampan a las puertas del edificio imposibilitando el acceso”, sostiene. Estas situaciones, provocan “que muchas personas se desconcierten conmigo”, subraya. Los últimos conflictos laborales relacionados con la limpieza y los jardineros parecen haber quebrado el ya de por sí frágil equilibrio entre sus lealtades ideológicas y las exigencias de su oficio. De ahí que, tras un proceso de reflexión, haya llegado a la conclusión de que “ambas actividades son incompatibles”.

Gratitud con el Ayuntamiento

Brenes asegura que no existen más razones que las expuestas para entender su dimisión. “Si alguien quiere ver aquí divisiones o películas extrañas se equivoca completamente”, apunta convencido. Igualmente, aclara que el equipo de Gobierno no ha tenido nada que ver tampoco en su marcha. “No ha habido la más mínima injerencia”. Muy al contrario, señala, “me han dado facilidades de todo tipo y absoluta confianza”, lo cual agradece. “La actuación de los responsables municipales ha sido sencillamente ejemplar”, apostilla.
A pesar de su breve andadura al frente de la coordinación del partido, Manuel Brenes considera “fructífera” su aportación en estos meses. Un mayor acercamiento a las asociaciones de vecinos de la ciudad y el impulso de más debates en el seno de la organización son algunos de los logros que, en su opinión, corresponden a este periodo y continuarán en el futuro. Además, especifica que su renuncia al cargo no supone una despedida, ya que piensa seguir en Izquierda Unida. “A partir de este momento estoy a disposición de mi consejo para ayudar y colaborar en lo que haga falta”, asevera.

Precisamente será este órgano, el consejo local, el que la próxima semana designe por consenso un candidato para su sustituir a Manuel Brenes. Un día después la asamblea refrendará o rechazará la propuesta de la dirección, si bien todo hace indicar que dará el visto bueno. De hecho, el ya ex coordinador no alberga ninguna duda al respecto. “Será un trámite, pues las crisis y las familias enfrentadas dentro de IU hace tiempo que desaparecieron”.

En lo que ya no se moja Brenes es en el nombre de la persona que tomará su relevo. En su opinión, hay tres o cuatro cuadros muy preparados que podrían asumir “perfectamente” el puesto. Aunque él no lo dice, en las quinielas suenan con fuerza Gervasio Hernández Palomeque y Diego Martínez.

“Entendemos sus razones y las aceptamos”

Para el portavoz municipal de Izquierda Unida, Sebastián Terrada, la renuncia de Manuel Brenes ha supuesto una sorpresa, aunque no cree que afecte negativamente a la “buena marcha interna” del partido. “Ha sido un imprevisto”, señala. Aún así, entiende que al consejo no le quedaba más opción que aceptar su dimisión, ya que “las razones eran comprensibles”.

Preguntado por la posibilidad de ocupar el cargo vacante, Terrada fue tajante al afirmar que “no entra en mis planes”. Así, recordó que fue él quien hace cinco meses abandonó precisamente el puesto de coordinador para dedicarse plenamente a su nueva tarea de concejal, “por lo que no tendría sentido que ahora acaparara las dos responsabilidades”, esgrime. Descartado Terrada, las opciones apuntan a Gervasio Hernández, quien, por motivos de edad, abandonó este año la política institucional, pero no el partido. Otro candidato podría ser Diego Martínez, un veterano militante y actual responsable de barrio y participación ciudadana, prejubilado de Tabacalera y sindicalista de Autonomía Obrera.

Publicado por Alejandro Massia (Información Cádiz)




RSS 2.0         Identificarse